Cotizar por la base mínima impide a los autónomos poder preocuparse por su futuro

By 6 febrero, 2020Actualidad

Parece absurdo el hecho de que un autónomo no tenga la posibilidad de ahorrar y cuente con una baja cotización para su futuro, pues al hablar de personas emprendedoras siempre contemplamos el hecho de que resultan ser las que más dinero manejan y que por ende tienen un futuro asegurado, y, a lo mejor, por esto es que los autónomos no pueden o no deben preocuparse por su futuro.

La situación es un tanto confusa, pero si prestamos atención a la explicación, podremos entender de qué se trata a lo que nos referimos.

La realidad de los autónomos

La mayoría no parecen estar preocupados por su futuro, o mejor dicho, no pueden estarlo puesto que el 86% de los trabajadores cotizan por la base mínima y tan solo un 40% de los mismos tienen contratado un plan de pensiones, lo que implica, que la pensión de jubilación sea más de 500 euros inferior a la que percibe un trabajador asalariado, uno de los principales problemas que asolan a el colectivo de emprendedores.

¿Comienzas a notar el problema? Esto tiene que ver, con que la mayoría de autónomos tienen ingresos que ni siquiera llegan al salario mínimo interprofesional, lo que implica que no cuentan con la posibilidad de ahorrar ni de cotizar por una base más alta.

Haciendo de esta manera mucho más entendible el tema, pues muchas veces nos cercioramos de cosas que no son y por tanto sacamos conclusiones que no poseen lógica algún afrente a lo que es verdaderamente la realidad.

Por lo que sí se preocupan los autónomos

Es por la contratación y cotización de pólizas de seguros que cubran casos de accidentes y fallecimientos, pues ello les ayuda a solventar gastos ocasionales que se presenten con los trabajadores que tienen a su cargo.

Esto nos indica, que los autónomos cuentan con la obligación, o más que con la obligación, con el deber de cotizar en la Seguridad Social, para lograr cubrir extensos gastos con respecto a este tipo de incidentes, es decir, incidentes guiados a la invalidez, el fallecimiento, accidentes de trabajo, manutención familiar por fallecimiento del trabajador, entre otros tantos.

Los autónomos deben asegurar sus ingresos aunque no tengan tanta capacidad

Y es que nos encontramos hablando del sustento de sus vidas, del negocio por el que han trabajo de manera constante, así que, la solución es encontrar todos los medios posibles que les sean factibles y beneficiosos para lograr adquirir mayores ingresos y con ello, la protección de los mismos.

Las cosas pueden cambiar, y las cambia cada quien, eso de que los autónomos no poseen la posibilidad de ahorrar y que solo pueden cotizar por la base mínima que los impulsa a no preocuparse por su futuro, debe ser solo uno de los tantos obstáculos a sobrepasar para crear un mejor ambiente de trabajo para el emprendedor.

A lo que nos referimos, es que más que un impedimento debe ser visto como un reto que se debe lograr para mejor la situación, es decir, la motivación que los autónomos necesitan para cambiar los estándares establecidos en la sociedad hasta ahora.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies